lunes, 23 de mayo de 2016

Recibir


recibir.
 
Del lat. recipĕre. 
1. tr. Dicho de una persona: Tomar lo que le dan o le envían. 
2. tr. Dicho de una persona: Hacerse cargo de lo que le dan o le envían. 
3. tr. Dicho de un cuerpo: Sustentar, sostener a otro. 
4. tr. Dicho de una persona: Padecer el daño que otra le hace o casualmente lesucede. 
5. tr. Dicho de una cosa: Admitir dentro de  a otra; como el mar a los ríos, etc.6. tr. Dicho de un organismo público: Aceptar oficialmente una construcción o unaobra acabada. 7. tr. Admitir, aceptar, aprobar algo. Recibieron mal aquella opinión.
8. tr. Dicho de una persona: Admitir a otra en su compañía o comunidad.
9. tr. Dicho de una persona: Admitir visitas, ya en día previamente determinado, yaen cualquier otro cuando lo estima conveniente.
10. tr. Salir a encontrarse con alguien para agasajarle cuando viene de fuera.
11. tr. Esperar o hacer frente a quien acomete, con ánimo y resolución de resistirleo rechazarle.
12. tr. Asegurar con yeso u otro material un cuerpo que se introduce en la fábrica,como un madero, una ventana, etc.
13. tr. Taurom. Dicho del diestro: Cuadrarse en la suerte de matar, para citar altoro, conservando esta postura, sin mover los pies al dar la estocada, y resistir laembestida, de la cual procura librarse con el quiebro del cuerpo y el movimiento dela muleta.
14. prnl. Dicho de una persona: Tomar la investidura o el título conveniente paraejercer alguna facultad o profesión.
Real Academia Española © Todos los derechos reservados.

Hace como un mes fui a una médium. No os voy a intentar convencer de nada, tranquilos, es lo mejor que tiene esto: no tenéis que compartir lo que os diga. El caso es que me dijo que tenía que adoptar una actitud ying, femenina, y abandonar el rol masculino: no tengo que ser proactiva, sino esperar a que las cosas lleguen. Resulta que "quien busca, encuentra lo que no está para él". 




Y tiene su sentido si lo piensas. Bueno, para mí lo tiene, que es lo importante.



Total, que estoy intentando centrarme en "recibir", en hacer lo que me da la gana, aunque sea sola. Estoy centrándome en mí, para variar. Porque yo soy de esas personas que se sitúan en un segundo plano. Es un error identificar el egoísmo con algo malo. Nos enseñan que pensar en uno mismo no está bien, que el interés de los demás está por encima del nuestro. Pues os voy a contar una cosa: es mentira. Haz todo lo que te haga feliz. En la medida en que tú lo seas, serás capaz de compartirlo con otras personas. 


Pero ser coherente es muy difícil, la mayoría de las veces porque ni siquiera identificamos correctamente nuestros sentimientos. Requiere un trabajo personal importante conocerse, chicos. Pero resulta que "dar", "compartir", no es pensar en otros antes que en ti. ¡Qué va! Cuando haces cosas que te llenan, que te mueven, das con personas afines con quien compartir esos momentos. Eso es generosidad. Y recibes lo mismo que das. 


Para recibir no hay que esforzarse.


Es fácil decirlo, pero cuesta un poco ponerlo en práctica. Porque al final nuestra forma de ser está muy condicionada y terminamos cayendo en lo que hemos interiorizado durante tantos años. No os enfadéis con vosotros mismos. Identificad la situación, reíd, respirad profundamente e intentad no caer la siguiente. Veréis que actuando así todo se irá colocando en su sitio, más que nada porque vosotros encontraréis el vuestro.


¡Feliz lunes!

No hay comentarios:

Publicar un comentario